El racismo y Suecia

Escrito por  Sep 26, 2010

Iván Arias Durán
Ciudadano de la Republica de Bolivia
 

A propósito del proyecto de ley antirracista solicite que los nautas de facebook me dieran sus opiniones.

 Recibí cientos de mensajes favorables y desfavorables. Agradezco a hombres y mujeres que me enviaron sus puntos de vista que me ayudaron a reflejar sus opiniones en el programa “Abogado del Diablo”. En esta oportunidad resumo los apuntes del ex director de radio Andina en Suecia que me cuenta cómo se abordo el tema del racismo en ese país: “Viví casi treinta años en Suecia en donde los bolivianos, mejor dicho “los cabeza negra”, casi a diario éramos discriminados por el solo hecho de tener pelo negro. Durante la década del 80 se ha luchado por criminalizar a aquellos que atentaban a nuestra dignidad e integridad. Salieron las primeras leyes en donde se prohibía usar el adjetivo “cabezas negras” para tipificar a los extranjeros, también se prohibía burlarse de los extranjeros o grupos vulnerables. En el humor sueco el malo, el delincuente, el flojo siempre se manifestaba mostrando o haciendo alusión a un extranjero. Se prohibió usar la expresión “bög” (maricón) para tipificar a los homosexuales, se prohibió a los partidos políticos con titilación nazi.
Sin embargo, no se prohibió a los medios de comunicación con la misma idea que hoy algunos tienen en Bolivia o sea la vulneración de la libertad de expresión y bueno pues que ha pasado.? Durante la década del 90 muchos grupos racistas y partidos políticos xenófobos se hicieron cargo de emisoras, periódicos y canales locales, zonales, barriales, sindicales, etc. A través de estos medios de comunicación los mensajes discriminantes y xenófobos se incrementaron de tal forma que la ley contra el racismo y discriminación fue revisada el año 1997. En la nueva ley se incluyó el control a los medios de comunicación masivo. Un medio no puede -con el pretexto de libertad de prensa- difundir expresiones racistas; y aquellas que incurren en esta falta son sometidas a un consejo ético y si allí se confirmare que las expresiones racistas tenían un fin de mellar la integridad de algún grupo, el consejo ético traspasa el caso al Ministerio Publico, donde, después de un proceso penal, se determinaría si se suspende la licencia de transmisión, si se multa o si en último caso se envía a prisión al o los responsables.
También la nueva ley obligaba a los medios tener grabados todos los programas diarios durante un año, antes era solo seis meses. A la primera falta se sancionaba con multa económica, a la segunda falta con el cierre temporal del medio y a la tercera falta con el cierre definitivo. En mayo del 2010 se aprueba una nueva modificación a la ley contra el racismo y discriminación, en ella se incluye la penalización de la burla “mobbing”, muchos jóvenes y adolescentes sufren en silencio este tipo de discriminación, en Suecia ha llevado a situaciones fatales como el incremento en suicidios.
Yo me pregunto por qué los medios tienen que tener temor en Bolivia, el adagio “el que nada malo hace, nada teme” debería más que nunca ser actual en este caso. Además mejoraría la profesionalidad periodística y muchos directores o jefes de edición no solo calentaran sus sillones y frotaran sus bolsillos sino que trabajarán controlando si los artículos o programas están dentro la norma. Ojala desapareciera de nuestro lenguaje: “indio de m…”, “pareces una chola discutiendo…” Algunos amigos suelen decir en relación a sus amantes: “es mi chola...” como si solo las mujeres de pollera se prestaran a ser amantes…A los humoristas les va a ayudar a desarrollar su creatividad y ojala que no se burlen o mofen de cómo habla un campesino o de sus costumbres; o de un homosexual….se puede hacer un humor sano, hay capacidad de crear eso”