La titulación de tierras acaba con integración social

Escrito por  ANF / La Paz Oct 04, 2015

La mayoritaria titulación individual de tierras desemboca en la ruptura de los vínculos tradicionales de integración comunal y debilita la organización sindical.

Así lo evidencia la investigación de la Fundación Tierra titulada “Individualización de la tierra y transformaciones socioterritoriales postsaneamiento”, realizada en el municipio de Aiquile, Cochabamba, concretamente en la Subcentral Novillero.
El documento revela que en el municipio de Aiquile solo tres comunidades optaron por la titulación como Tierra Comunitaria de Origen (TCO) frente a las 93 que decidieron titularse de manera individual.
Según el estudio de Sergio Vázquez y María Teresa Peñaloza la elección del saneamiento individual de los campesinos está afectando a la pérdida de prácticas tradicionales como el manejo comunal de áreas de pastoreo o el acceso y uso de manantiales de agua, lo que genera conflictos dentro y fuera de las comunidades.
Para los campesinos de la región analizada “la titulación individual tiene ventajas económicas como el acceso a créditos bancarios destinados a emprendimientos productivos y, además, tiene un significado especial al ser y “sentirse” dueño de las tierras. La titulación comunal no otorgaría ese sentimiento”, atestigua la investigación.
Los campesinos que optaron por la titulación colectiva a través de Tierras Comunitarias de Origen (TCO) destacan como beneficios la defensa de sus formas originarias de uso y acceso colectivo a la tierra y la posibilidad de ejercer mayor regulación y control social sobre la misma.
“Esta modalidad les permitiría ser […] dueños del suelo, subsuelo y sobresuelo. Les permite defenderse de los intereses foráneos sobre los recursos naturales existentes en la TCO”, detalla el informe.
Otro de los problemas detectados en la investigación es que la titulación individual genera la creación de “minifundios”, terrenos que no superan los 50 a 100 metros cuadrados, lo que imposibilita “asegurar el sustento básico para todos los miembros de la unidad familiar”.
Los investigadores también evidencian nuevas formas de mercantilización de la tierra a raíz del saneamiento individual, como la sustitución de la aparcería –forma de acceso a la tierra mediante la división del producto de una parcela entre el propietario y el aparcero– por el arrendamiento.