×

Advertencia

JUser: :_load: No se ha podido cargar al usuario con 'ID': 908

Las 4 formas de eucalipto para los males respiratorios

Escrito por  Jul 31, 2015

DANIEL RIVERA M./EL PAÍS EN
Los médicos naturistas aseguran que el eucalipto posee innumerables propiedades curativas,  y éstas son utilizadas especialmente para curar las afecciones respiratorias, las cuales son frecuentes en época de invierno.

La principal característica de este producto son sus propiedades antisépticas, expectorantes y antiinflamatorias.  Las cuales  hacen de esta planta una opción a la hora de tratar la gripe, la rinitis, la faringitis, la laringitis, la bronquitis  y la neumonía.
Primero esta planta fue utilizada en su forma natural (hojas y ramas), lo que aún sigue vigente, pero por otro lado, en la actualidad también se puede encontrar productos industrializados a base de eucalipto.      
Para la naturista y presidenta de la Asociación de Médicos  Naturistas de Tarija (Amenat), Elsa Dávalos, existen “múltiples” maneras de aprovechar los beneficios del eucalipto.
Entre ellas, se destacan las vaporizaciones (hervir el eucalipto lentamente en agua e inhalar el vapor), pues, la persona podrá eliminar “rápidamente” la mucosidad producida por los bronquios.
Si se aplica la pomada expectorante cerca de las fosas nasales, sobre el pecho o en la zona pulmonar, tendrá similar efecto que las vaporizaciones.
Por otro lado, están los caramelos, que al ser consumidos ayudan a descongestionar las vías respiratorias, y de alguna manera a combatir la tos.
Martín Maizares también es médico naturista y comercializa productos industrializados a base de esta planta. Para él las gotas de eucalipto son recomendadas para el resfrío. Pero también destacan  otros  productos, los cuales  sirven para los dolores articulares.
De acuerdo al manual del promotor “Propiedades y Efectos de las Plantas Medicinales”, si es que se quiere aprovechar las propiedades curativas del eucalipto, se recomienda recolectar las hojas de las ramas “viejas” o “adultas” y secarlas a la sombra.
El texto especifica que para tratar la tos se debe realizar el siguiente preparado. “A cuatro litros de alcohol se agrega cinco cucharadas de eucalipto desmenuzado y se deja macerar durante dos semanas expuesto al sol, después se cuela y se guarda en una botella limpia y bien cerrada”.  
Para los resfríos, inflamaciones de la garganta, tosferina y pulmonía, los naturistas aconsejan tomar tres o cuatro hojas hervidas  en una taza con miel de abeja  o caña de azúcar, para lo cual, se debe  ingerir cuatro veces al día.

Contraindicaciones     
Si bien esta planta se la puede aprovechar por sus bondades curativas, también se debe tomar en cuenta las siguientes contraindicaciones, si se ingiere por prolongados periodos de tiempo (más de 20 días) y en dosis exageradas, puede producir irritación intestinal. Los síntomas son: sensación  de quemadura e irritación gástrica, nauseas, vómitos, diarrea, dificultad para respirar.
Además, los naturistas recomiendan no utilizarla en pacientes con úlceras gástricas e intestinales.  En lo que refiere al aceite de eucalipto, no debe aplicarse a los lactantes, a  niños menores de seis años ni en personas asmáticas.   

Origen
El eucalipto es un árbol originario de Australia, pero se le conoce en el ámbito mundial debido a su capacidad de adaptarse a cualquier clima y, principalmente, por sus beneficios medicinales.

Otros beneficios medicinales del eucalipto

Las propiedades curativas del eucalipto no son sólo  para curar o prevenir las afecciones respiratorias, sino también para otros problemas, que  a experiencia de los médicos naturistas se comprobó su eficacia.
Para las personas que sufren de reumatismo e  hinchazón de las extremidades, es recomendable  que se laven los pies con agua de eucalipto, unos 15 a 20 minutos todas las noches. Para los dolores reumáticos se usa el aceite de esta planta.     
Por otro lado, las hojas de eucalipto masticadas ayudan a desinflamar las encías y desinfectar la dentadura.    
También utilizan las hojas frescas y ligeramente asadas en la planta de los pies para ayudar a la circulación de la sangre y aumentar el calor del cuerpo cuando hace frío.   
Para los diabéticos, sus hojas en infusión ayudan a reducir el azúcar en la sangre. Se recomienda utilizarlo sin excesos, no más de una taza de infusión al día.