UNODC: hectáreas de cultivo de coca subieron en un 14%

Escrito por  La Paz / Agencias Jul 20, 2017

La Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC) informó que los cultivos de coca a nivel nacional subieron 14% entre 2015 y 2016, lo que en números significa un incremento de 20.200 hectáreas a 23.100.

El dato se encuentra en el Informe de Monitoreo de Cultivos de Coca en Bolivia 2016 que la UNODC presentó este miércoles en un acto en la Cancillería.
“El 2016 se observó un cambio de tendencia con un incremento de la superficie a 23.100 hectáreas, este incremento se registró después de cinco años de reducción neta de los cultivos de coca (2011-2015)”, confirmó el representante de la UNODC, Antonino De Leo.
La agencia internacional destacó que en 2016 se quebró una racha de cinco años consecutivos (2011-2015) en que la cantidad de cultivos disminuyeron en lugar de aumentar.  
El informe de la UNODC resalta que el incremento neto de cultivos de coca fue de 2.900 hectáreas, y que entre 2015 y 2016 hubo una reducción de 40% en el área de erradicación de sembradíos.                       
La mayoría de la región cultivada con coca está en los Yungas de La Paz, donde se registró 15.700 hectáreas que representan el 68% del total. Esa cifra representa un incremento de 1.700 hectáreas respecto al 2014, cuando se registró 14.000 hectáreas.
En el trópico de Cochabamba está el 31% de los cultivos de coca en 2016. En esta región se registró 7.200 hectáreas, 1.200 más que en 2015.
El restante 1% de los cultivos se detectó en el norte de La Paz. En esta zona el territorio sembrado con coca subió de 150 a 240 hectáreas entre 2015 y 2016.
Actualmente, la Ley de Coca permite 23 mil hectáreas de cultivo de coca en Bolivia, 14.300 para La Paz y 7.700 para Cochabamba.
Asimismo, el reporte señala que se detectó sembradío de coca en seis de las 22 aéreas protegidas a nivel nacional, alcanzando en total 253 hectáreas, 49 más que en 2015.
La UNODC calculó que toda la coca cultivada en el país en 2016 alcanza a producir 380 mil toneladas, 17% más que en 2015, con un valor de 276 millones de dólares que representa el 0.8% del Producto Interno Bruto de Bolivia.
Además, según el funcionario de la UNODC, el informe aporta valiosos datos y recomendaciones para que el Gobierno boliviano asuma estrategias eficaces para erradicar los cultivos ilegales de coca y se evite la expansión hacia otros departamentos.
“Hay datos que van ayudar al Gobierno boliviano a poner en marcha estrategias para erradicar cultivos ilícitos de coca en el país, si bien las cifras son un factor de preocupación, nos alegra que el Estado haya valorado este informe para incrementar las actividades de erradicación”, apuntó.
El ministro de Gobierno, Carlos Romero, dijo que los operativos para erradicar cultivos de coca ilegal se intensificarán en aquellas áreas que sobrepasan los límites establecidos.
“Vamos a priorizar esas áreas donde adicionalmente hay cultivo de coca, tal vez vamos encontrar resistencia de aquellos que han decidido incrementar sus zonas de producción, pero vamos a desplegar controles”, indicó ante los medios de comunicación.