Advierten burocracia en atención de desastres

Escrito por  GUSTAVO MÁRQUEZ/EL PAÍS EN Mar 13, 2018

Dirigentes campesinos de la zona alta de Tarija, que corresponde a los municipios de Yunchará y El Puente, desde la pasada semana dan cuenta de que la ayuda comprometida para las comunidades afectadas por el desborde del río San Juan del Oro tarda mucho en llegar, mientras que las donaciones de alimentos y vituallas se gestionaban en la capital del departamento.

El subgobernador de El Puente, Bartolomé López, confirmó que la ayuda no se da con la agilidad que se esperaba, y al momento lo más urgente es reactivar “las tomas de agua” para abastecer con el líquido elemento a las comunidades; sin embargo, afirmó que existe un grado de burocracia ante las entidades gubernamentales.
En cuando a la Gobernación, la autoridad indicó que existe el compromiso de hacer llegar maquinaria hasta el lugar para realizar un trabajo que permitirá habilitar cerca de 10 tomas de agua que permitirán empezar con el regado de terrenos que fueron previamente dañados por el agua.
“Es paradójico hay agua en el río para todos los sembradíos pero tras la lluvia ahora se tiene una sequia. El próximo mes ya tenemos que prepararse para que hasta el mes de abril se pueda reactivar la agricultura. La gente está a todo almacenar y rehabilitar terrenos para retomar el ciclo productivo en toda la ribera del río San Juan del Oro”, explicó López.
En cuanto al Gobierno nacional, López aseveró que no se tiene conocimiento de la ayuda que se está recibiendo empero aseveró que esto se da por una gestión que se hace en el ámbito municipal. Finalmente, la autoridad llamó a hacer una labor conjunta para atender a todos los damnificados.