Yacuiba, 650 escolares pasan la frontera a diario para estudiar

Escrito por  DANIEL RIVERA M./EL PAÍS EN Mar 08, 2018

Datos de Migración en Tarija dan cuenta de que alrededor de 650 colegiales cruzan a diario la frontera desde Yacuiba-Bolivia a Salvador Mazza-Argentina para estudiar, principalmente el nivel secundario. Esta situación no es reciente, sino desde hace años.

La frontera es divida por una quebrada, en ambos lados los barrios urbanos están consolidados, todos los estudiantes no pasan por el puesto de control habilitado, pero sí cuentan con la Tarjeta Vecinal Fronteriza (TVF), la que sirve sólo como tránsito para los que viven dentro de los 100 kilómetros del punto limítrofe de las dos naciones.
Este tipo de situación no es única en este lugar ni entre estos países, algo similar ocurre en La Paz, donde escolares del Perú cruzan a lado boliviano para estudiar, o como en México, donde su juventud cruza a Estados Unidos con el mismo objetivo. Según reportan los portales de noticias nacionales e internacionales.
Lo que sucede es que para los habitantes de esa zona las fronteras no existen, porque tienen las mismas vivencias incluso lazos de consanguineidad, algunos familiares hicieron sus vidas en el vecino país y viceversa.
La directora departamental de Migración en Tarija, Lourdes Aldana, tiene la información de que en una escuela de Salvador Mazza, el 80 por ciento de los estudiantes son bolivianos, por lo cual es una población vulnerable, pues ellos pasaban solo con vestir su mandil blanco, lo que dejaba abierta la posibilidad de simular esa misma acción por parte de los que se dedican a la trata y tráfico de personas.
Ante esa situación se creó un registro y se les entregó la TVF, con lo que se puede ejercer un control sobre ellos. Incluso algunos tienen doble nacionalidad, son bolivianos y tienen la radicatoria de Argentina.
“En San José de Pocitos- Yacuiba hay muchos estudiantes jóvenes que cruzan a la Argentina de manera diaria-comentó Aldana- parecería que algunos hacen primaria en el lado boliviano porque aún están chiquitos, pero llega la etapa de la secundaria y se van al otro lado a estudiar, porque los papás quieren que sus hijos salgan bachilleres en ese país y también estudien la universidad ahí”.
Por su parte, la presidenta de la Junta Departamental de Padres de Familia de Tarija, Florencia Iraola, indicó que como sector analizaron esta situación y llegaron a la conclusión de que existen tres principales factores.
En ese sentido, la dirigente manifestó que uno de los motivos porque los estudiantes cruzan a la Argentina es por los beneficios que reciben ahí, por otro lado está la calidad educativa, pero también porque los padres de familia trabajan en el vecino país.
“Nosotros hemos dicho que si es por la calidad educativa, por qué no mejorar la de nuestro país y que esos jóvenes se queden a estudiar en territorio nacional-comento Iraola- esa situación hace que baje la cantidad de estudiantes, hay que ver métodos y estrategias para que se queden aquí. Vamos a tener una nueva reunión y llevaremos este tema a la Dirección Departamental de Educación y también al Ministerio del rubro”.
El dirigente de la Confederación de Maestros Rurales de Bolivia, Néstor Condori, sostuvo que aún no vieron esta situación como una problemática, pero que es un tema que necesita de un análisis.

 

el
apunte

El flujo
migratorio
fue 800 mil
personas

La directora departamental de Migración en Tarija, Lourdes Aldana, indicó que el flujo migratorio de enero a diciembre del 2017, fue de 800.000 personas por los dos pasos fronterizos autorizados con Argentina. Como sucede desde los últimos cinco años, la pasada gestión también fueron más ciudadanos que salieron del país que los que ingresaron, el principal motivo fue por turismo. No hubo casos de peligrosidad que ameritaron intervenciones especiales.