Domingo, 18 Febrero 2018

Gobernación pide rescindir acuerdo por obra abandonada hace 3 años

Escrito por  DANIEL RIVERA M./EL PAÍS EN Feb 11, 2018

La Gobernación de Tarija envió la intención de resolución de convenio con el Municipio de Uriondo para la ejecución del proyecto del Matadero, el cual está abandonado. La institución edil busca evitar que eso se concrete, por lo cual trabaja en la parte administrativa y legal.

El Matadero Municipal cumplirá tres años en el abandono y de estar paralizado. La obra está a medio a construir, las inclemencias del tiempo deterioraron lo edificado. Para llegar a este lugar en vehículo se tarda unos diez minutos desde la plaza de El Valle, se tiene que subir por un camino de tierra hacia una loma.
En el lugar había quedado material de construcción como ladrillos, hierros, entre otros, y a pesar de que el perímetro estaba cerrado con malla metálica, cualquier persona puede ingresar y hacer lo que quiera ahí porque nadie lo cuidaba.
Uno de los factores que ocasionó la paralización de esa obra fue porque el Municipio tenía que adecuar el diseño de la infraestructura conforme a las exigencias del Servicio Nacional Sanidad Agropecuaria e Inocuidad Alimentaria (Senasag).
El proyecto estaba sujeto a un contrato modificatorio, el monto inicial superaba los siete millones de bolivianos aproximadamente, pero con la readecuación de la infraestructura se preveía que aumente 500 mil bolivianos.
Mientras se veían esos aspectos y la obra seguía abandonada, el alcalde de Uriondo, Álvaro Ruiz, recibió la intención de resolución de convenio de la Gobernación, pues el proyecto se ejecuta en concurrencia entre ambos gobiernos subnacionales.
Ante esa situación, el burgomaestre señaló que se realizan acciones administrativas y legales para evitar que ese convenio se resuelva y se paralice por completo esa obra, la idea del alcalde es que se concluya el proyecto. Al margen de ello, la falta de transferencia de recursos también se convirtió en un problema.
Según informe técnico del Municipio, la Gobernación tenía que aportar 7.683.693 bolivianos, mientras que la participación de la institución edil debe ser de 404.404 bolivianos, por lo cual el monto del convenio es de 8.088.098 bolivianos.
Para el dirigente de la Central de Campesinos de Uriondo, Edilberto Herrera, las autoridades deben dejar de lado el divisionismo político y concluir las obras, toda vez que luego la afectada es la población.
“Esta es una situación preocupante, más que todo para el sector pecuario. Se construyó hasta una cierta parte, pero con el pasar del tiempo, los años, esa infraestructura se va deteriorando-comentó Herrera-. Entonces retomar la construcción será como volver a hacer de nuevo, ahí el dinero se lo pierde, se tiene que invertir más”.
Como sector campesino vieron que esa no es la única obra que está paralizada, hay otras que están en la misma situación, tanto proyectos educativos como turísticos, por ello se reunieron con el Alcalde, además de tratar de presionar a la Gobernación para que desembolse recursos, pero lamentablemente no consiguieron una respuesta positiva.

 

el
apunte

Hay cuatro
planillas
pendientes de
transferencia

Según informe técnico del Municipio de Uriondo, se tiene cuatro planillas pendientes de transferencia, dos por construcción y otras dos por la supervisión del proyecto de ejecución del Matadero en ese municipio.
El aporte de la Gobernación debe ser de 327.123 bolivianos, mientras que la institución edil debe cancelar 17.217 bolivianos. Mientras no se cancele esos recursos la obra seguirá paralizada.

Lo más leído hoy