La prevención en casos de incendios forestales

Escrito por  Cnl. DESP. F. Alfonso Mendoza COMANDANTE DEPARTAMENTAL DE POLICIA TARIJA Jul 17, 2017

El cuidado de los pulmones naturales que nos brinda la naturaleza en diferentes comunidades de la Chura Tarija, deben ser protegidos y cuidados mediante un adecuado uso de estos espacios naturales.

En el último tercio del año 2016, se han producido diversos incendios forestales; en el barrio San Luis altura cerámica Incerpaz, en el barrio San Gerónimo calle Villamontes, en Villa Abaroa, en la comunidad de Pajchani, en el barrio Aranjuez, en el barrio Miraflores y en el barrio Méndez Arcos calle 18; en el primer semestre de la gestión 2017 el incendio forestal en la localidad de Padcaya y otros.
Estos son antecedentes que nos deben llevar a una profunda reflexión sobre la importancia de crear una verdadera conciencia de seguridad que nos motive a cumplir con algunas recomendaciones que nos sirvan para prevenir estos hechos que a la larga nos afectan a todos a través de los constantes cambios climáticos, la erosión de la tierra, y en el peor de los casos, la fatalidad con la muerte de personas, etc.
Estos antecedentes de la gestión pasada, nos deben servir, para buscar soluciones que tienen que partir de todos nosotros en los cuidados que tenemos que tener con nuestro medio ambiente. Para este fin es importante tomar en cuenta las siguientes recomendaciones que nos servirán para prevenir incendios forestales:    
Vigile que en sus predios no vaya a existir acumulación de materiales como ramas secas, maleza, basura, cartón o papel, estos materiales pudieran servir como combustible, los mismos que ocasionarían gran daño a la biodiversidad de la zona.
En ocasiones en las que los alumnos de escuelas y colegios vayan de excursión, familias que van a acampar, para el disfrute de la naturaleza, eviten dejar fragmentos de vidrios, cristales, espejos o botellas, Estos desechos por la acción de los rayos solares, pueden convertirse en una fuente de calor que puede provocar un incendio,
No dejen encendidas fogatas, cigarros, cerillos, no deje las brasas en lugares donde puede provocar un incendio, apague las mismas y cerciórese que no exista presencia de brasas encendidas, solo una de ellas puede reavivar el fuego y producir grandes desastres.
En los chaqueos que realizan en el campo, es necesario que cuando vaya a quemar, recuerde hacerlo muy temprano, en las primeras horas de la mañana y sólo cuando no haya viento, ni sol muy fuerte, es importante que antes de iniciar la quema, se asegure de cavar brechas cortafuego para controlar el desarrollo del proceso, estas quemas de terrenos con fines de desmonte o preparación de la tierra para la siembra, es un proceso muy peligroso que puede contribuir en la generación de incendios. Siempre que cuente con otras opciones para la preparación de sus predios, evite usar estas quemas, y si va a realizar las mismas, asegúrese de contar con el apoyo de otros miembros de su comunidad, para mantener la vigilancia total sobre el proceso y poder detectar, denunciar y combatir cualquier intento de incendio.
Siempre que detecte un incendio forestal, por pequeño que le parezca, dé aviso a las autoridades, Radio Patrulla 110, 911, la Unidad de Bomberos o la EPI más cercana.
Es recomendable que posterior al chaqueo, días después realice los trabajos en las tierras preparadas.
No intervenga ni actúe por cuenta propia para combatir un incendio forestal, lo más importante es alertar a las autoridades sobre la presencia del fuego, obedezca las instrucciones del personal autorizado, de ello puede depender su vida y la de su familia.
Siempre que pueda y esté en posibilidades, colabore con las autoridades y personal técnico responsable, en la integración de brigadas de combate a los incendios, pero respetando las instrucciones que dé el personal técnico.
Evite en lo posible el uso de fertilizantes químicos y prefiera el uso de abonos orgánicos como el abono verde o la composta y de cultivos como la alverja de invierno, que son cultivos que se pueden sembrar de manera paralela a los cultivos tradicionales como maíz, avena y cebada, entre otros, pero que nutren el suelo y reducen el problema de erosión y desmonte de terrenos. Infórmese sobre sus ventajas y adóptelos como dos abonos que beneficiarán de modo importante la calidad de sus terrenos y siembras.

Lo más leído hoy