Cívicos calculan apoyo del 80% al NO y estudian nuevas medidas

Escrito por  ANDREA CARDONA/EL PAÍSEN Feb 22, 2018

Los cívicos calcularon que el 80 por ciento de la población de Tarija apoyó de forma contundente el paro del 21F y reafirmó su postura en defensa a la democracia y el NO a la reelección del presidente de Bolivia, Evo Morales Ayma.

El presidente del Comité Cívico de Tarija, Juan Carlos Ramos, concluyó la jornada con un mitin en la plaza Luis de Fuentes y Vargas, donde manifestó que la última voluntad de la población es respetar el voto del 21 de febrero y exigir a Morales el respeto por la democracia.
Indicó que están previstas una serie de movilizaciones posteriores que serán mencionadas en su momento después de analizar el contexto nacional.
El paro del 21F tuvo un significativo apoyo por parte de la población, vecinos salieron a bloquear las calles de los barrios y de las principales avenidas de la ciudad utilizando vehículos, banderas cívicas, cintas, alambres y demás objetos del hogar.
En la zona central de la ciudad, muchas familias instalaron mesas y sillas para ocupar sus puestos en medio de las vías y no permitir el paso de las movilidades. Los mercados de la ciudad también permanecieron cerrados y algunas vendedoras de comida instalaron sus puestos en la entrada de los mismos.
Desde las primeras horas de la mañana, todas las rutas principales se encontraban cortadas y en la ciudad no se tuvo la posibilidad de utilizar transporte público, salvo uno que otro taxista intrépido que se arriesgaba a encontrar algún camino libre por la periferia.
Los estudiantes de colegios públicos que se animaron a asistir a clases, tuvieron que volver a sus hogares debido a la interrupción de las actividades escolares por falta de quórum.
El colegio Castell Ford, ubicado en el Distrito 11, zona del aeropuerto de Tarija, suspendió clases por falta de alumnado e inasistencia de docentes. Una estudiante explicó que sólo se presentaron seis alumnos en el primero de secundaria, a pesar de la orden distrital que se emitió un día antes.
El director departamental de educación, Eudal Tejerina, manifestó que aunque las actividades fueron declaradas normales a nivel nacional, tendrá consideración a los docentes que expliquen las circunstancias de su traslado a sus respectivos directores, así como los estudiantes que no pudieron cumplir con su asistencia debido al paro del 21F.
Los colegios que se encuentran en otros municipios tuvieron clases corrientes, señaló el alcalde de San Lorenzo, Miguel Ávila, quien dijo que en este municipio las actividades de las instituciones y de las unidades educativas fueron normales. Sin embargo, vecinos de San Lorenzo manifestaron que en esa población se acató el paro de forma contundente y salieron a bloquear sus calles y las principales salidas.
El secretariodeCoordinaciónde laGobernación de Tarija, Waldemar Peralta, sostuvo que el centro de la democracia es la voluntad de la gente que manifestó su opinión en contra de la reelección de Morales.
El sector de Salud se sumó a las movilizaciones cívicascon una marcha. El director del Servicio Departamental de Salud (Sedes) de Tarija, Paul Castellanos, expresó que el movimiento nacional demanda que el Gobierno escuche a la población.
“Queremos decirle al presidente que el pueblo ya ha votado y el pueblo dijo no. Esta movilización es voluntaria. Aquí no se obliga a nadie”, dijo Castellanos.

Concentración en la FSUCCT
Por otro lado, las autoridades y población afines al Movimiento Al Socialismo (MAS) y aquellas que están de acuerdo a la reelección indefinida del actual presidente Evo Morales, tuvieron una concentración en la zona del mercado Campesino a la altura de las instalaciones de la Federación Sindical Única de Comunidades Campesinas de Tarija (FSUCCT).
El secretario general de ese sector, Miguel Ángel Gallardo, indicó que desconoce el número de comunidades campesinas que participaron en la concentración, pero aseguró que este sector apoya contundentemente al partido de gobierno y la reelección de Morales.
El alcalde de Uriondo y presidentede la Asociación de Municipios de Tarija (AMT), ÁlvaroHoracio RuízGarcía, sustentó que existe el derecho a la repostulación y será el pueblo boliviano quien decida quién conducirá el destino del país.
“En las urnas, ahí nos encontraremos en la repostulación. Hay dos caminos en Bolivia: un camino en el que queremos seguir creciendo y hay otro camino en el que quieren dividir a Bolivia en donde ni siquiera tienen propuesta”, señaló Ruiz.
Entre tanto, el director del Ministerio de Trabajo Departamental, Ramón Vilca, aseguró que existen acusaciones, por parte de funcionarios de la Gobernación, quedenunciaron estar sometidos a participar de las movilizaciones cívicas.

 

el
apunte

El sector de salud se sumó a las medidas

El sector de salud se sumó a las movilizaciones cívicas con una marcha. El director del Sedes, Paul Castellanos, expresó que el movimiento nacional demanda que el Gobierno Nacional escuche a la población.